Aquí os dejo una técnica (o dinámica) para utilizar cuando hablemos de “Motivación”

Objetivos: Mostrar que la motivación es interna, pero los incentivos externos pueden iniciar la acción en los humanos.

Lugar: Aula suficientemente amplia que permita a los participantes estar sentados y poder levantar las sillas.

Duración recomendada: 15 minutos

Materiales: Billetes de banco (o quizá monedas) ocultos y sujetos con cinta adhesiva debajo de las sillas de los asientos.

Desarrollo / Pasos a seguir

I. Dado que la motivación es a menudo un lugar común, recalcaremos que la motivación se refiere a algo ” interno, no externo, que da el motivo para hacer una cosa”.

Para ilustrarlo les diremos  al grupo “por favor levanten la mano derecha”. Esperaremos un instante, le daremos las gracias y les preguntaremos: ¿Por qué hicieron eso? La respuesta será: “Porque usted nos lo dijo”. “Porque dijo por favor”, etc.

II. Después de tres o cuatro respuestas, les diremos: muy bien. Ahora ¿me hacen el favor todos de ponerse de pie y levantar sus sillas?

III. Lo más probable es que nadie lo haga. Continuamos: ” Si les dijera que hay billetes dispersos debajo de las sillas, podría eso motivarlos para ponerse de pie y levantar su sillas”.

Todavía, casi nadie se moverá, entonces les diremos: “Permítannos decirles que sí hay billetes de banco debajo de algunas sillas.” (Por lo general, se levantarán dos o tres asientos y muy pronto los seguirán los demás. Conforme encuentran los billetes, señalamos: “Aquí hay uno, allí en el frente hay otro, etc.”

IV. Les haremos unas preguntas para su reflexión:

  • ¿Por qué necesitó más esfuerzo para motivarlos la segunda vez?
  • ¿Los motivó el dinero?
  • ¿Cuál es la única forma real de motivar?

Insistiremos en que la única forma de lograr que una  persona haga algo, es hacer que lo desee :O)

Anuncios