Este corto dirigido por Kim Rocco Shields, presenta una realidad alterna, donde las familias convencionales son de ambos padres del mismo sexo y donde ser heterosexual es extraño, y muy mal visto.
Sinopsis: La historia trata de una niña, que comienza a sentirse atraída por personas del sexo opuesto, y como sufre y padece la heterofobia de una sociedad muy tradicional (en ese mundo of cuorse)
El corto es bastante duro, y triste de ver, sabiendo además, que según la directora todas las escenas de violencia, están basadas en casos reales de acoso escolar.

Esperemos que el corto, al que ya le han otorgado varios premios en festival de cine independiente, remueva algunas conciencias…
Y sin más, aquí os lo dejo
Anuncios