Los principales puntos de la reciente reforma laboral, aprobada hoy, son los siguientes (con mis impresiones también):
  • Rebaja la indemnización por despido de 45 a 33 días por año trabajado.
Vamos que si te largan, te pagan menos…
  • Los parados que estén cobrando prestación tendrán que realizar “un trabajo social”
Esto me llama poderosamente la atención. Detesto la gente que cobra el paro sin intención de encontrar un trabajo, solo buscando vivir de las rentas, y me encanta la idea de que la gente “invierta en la sociedad”, pero una persona voluntaria nunca debe ocupar el puesto de un profesional, y espero que esto no convierta a parados en “voluntarios”, que suplan puestos de trabajo. Habrá que ver como se desarrolla para hablar más
  • Crean “un contrato indefinido” con un periodo de prueba de un año.
  • La reforma impedirá encadenar contratos temporales más de 2 años.
Vamos que puede serlo o no, lo mismo te digo una cosa que te digo la otra. Sobre los contratos indefinidos en mi sector profesional, ya dí mi opinión en otro post.
  • Se deducirán 3.000 euros en la contratación del primer trabajador menor de 30 años
Solo por el primer trabajador me parece poco, y además hay muchísimas personas paradas de más de 30 años, que sin tampoco ser bonificados sus contratos, tendrán aún una mayor dificultad de acceder o reincorporarse al mercado laboral.
Si queréis también podéis leer la noticia sobre la reforma laboral, en el siguiente enlace.
Anuncios